Delfín

 
 

Goosebumps​

5 minutos más

“Paseando por mis sueños
me dijiste
tengo miedo…”

Sueños.

 

 

 

Empezando con un sueño y terminando con una nana, Dear Leo vuelve a demostrar su capacidad para hipnotizarnos en Delfín, un disco laberíntico e inquietante, en el que lo onírico se funde con una realidad, en ocasiones, difícil de asumir sin ciertas dosis de fantasía. Una historia que comienza como aquella de Shakespeare, con los restos de un naufragio, y se va recomponiendo poco a poco, gracias a los tesoros (las canciones) arrastrados por la marea a la orilla.

En Delfín se nos habla de una manera metafórica y encubierta del trabajo de reconstrucción de la identidad y el amor propio después de un trauma. En él encontramos numerosos elementos propios del psicoanálisis, que para nada resultan pesados o tediosos. Más bien al contrario, de la mano de Dear Leo pareciera que el camino de la reconstrucción fuera un paseo digno de ser vivido. Que la intensidad del dolor trae consigo siempre la alternativa de un nuevo sueño. Una nueva oportunidad.

Así, este LP nos sorprende con la posibilidad de leerse (escucharse) en dos direcciones: empezando por el principio, nos encontramos con la historia de un naufragio anunciado a base de flashbacks: las relaciones tóxicas (esa escalofriante Cinco minutos más, compartida con la artista Belén Aguilera/ The Girl and the Piano), los farsantes que desaparecen de tu vida una vez han conseguido lo que buscaban (Fakers, de oscura sensualidad), de las expectativas que depositamos en los demás, y casi siempre resultan frustradas (la juguetona y naif Goosebumps) y que termina con una ruptura, Barcelona, propia de esas historias de cine que, a pesar de terminar mal, nos gusta revisitar una y otra vez, como Annie Hall o 500 días juntos.


Sin embargo, dando la vuelta al disco, y comenzando por el final, nos encontramos con el relato de una lucha por salir a flote a través de la fantasía y la imaginación, tantas veces salvadoras. No me llores, dulce y demoledora, compuesta a modo de nana y grabada en el salón de la propia Dear Leo, da paso a Your Door, incluida en la playlist de Las canciones más bonitas del mundo en Spotify (con más de dos millones de suscriptores) por motivos obvios, después a Abrázame, una oda a la fragilidad y por último a Marte,un conjuro para atraer al amor. El desenlace lo encontramos, entonces, en Delfín, la canción que da nombre al disco y en el que Nuria Martin (el nombre que se esconde tras Dear Leo) se desnuda con un tema dedicado a ella misma. Una canción que nos habla de coraje, de las heridas que cicatrizan y de la vida que sigue, a pesar de todo.


Musicalmente, todo este trabajo de relatos y cuentos de piratas se construye a base de detalles inesperados y sorprendentes (bombillas que se funden, el inevitable mar, audios de Whatsapp…), así como de un vuelco a la electrónica que alejan a Dear Leo de la gastada etiqueta de “cantautora” para acercarla a nombres como el de Lykke Li o Tune Yards, sin perder de vista el sonido orgánico de otros referentes como Daniel Johnson (del que es imposible no acordarse en No me llores) o Eddie Vedder (a quien casi podríamos invitar a tocar su ukelele en la impecable Sweet Dream).


Y es que Nuria Martin pasa del castellano al inglés como de lo folk al indie, pasando por el pop para acercarse al rock alternativo. Todo ello sin perder un ápice de su personalidad, más presente que nunca en este trabajo. Quizá sea este exceso de personalidad lo que haga imposible encasillar a Dear Leo en un determinado género, o empujarla a colocarse en una determinada posición dentro de la industria de la música. Algo que, desgraciadamente, provoca en ocasiones que productos tan magistrales como éste pasen desapercibidos.


Porque, aunque Dear Leo no encuentre todavía su etiqueta perfecta en el mar de sonidos que casi nos apabullan diariamente, es precisamente esta personalidad de la que hace gala, esta pausa a la hora de componer, su extraordinaria producción audiovisual (sus videoclips son de obligado visionado) y su atención al detalle lo que hacen de ella una de las artistas que debería estar marcando tendencia y siendo escuchada por todos los oídos posibles.

 

Por Elena Rosillo (Periodista Musical)

 

 

Por favor, no dejemos que este Delfín se pierda en las profundidades de la vorágine musical, pues el mensaje que nos lanza es más necesario que nunca.

Follow me!
  • Black Facebook Icon
  • Black YouTube Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Twitter Icon
 

Bio

Dear Leo es el proyecto detrás de Nuria Martín, cantautora y artista madrileña. 

La delicadeza y la belleza transformadas en voz y en melodías pegadizas con tintes indies.

 

En 2017, tras su fichaje en la Voz de telecinco lanza el EP, Living in Salt, toda una oda a las relaciones tóxicas, grabado en “El Invernadero” de la mano del productor y músico Brian Hunt.

 

Tras este trabajo ha podido cosechar diferentes sold out en salas como Costello, Casa Corona, La Palma, La lata de bombillas, Sofar sounds… Ha actuado en directo para La 2 Noticias, TVE ES Musica y el Centenario de Metro de Madrid  y  ha compuesto e interpretado junto a Fabien Waltmann (Hackers game, Killing Eve...)  la BSO de la película La Pasión del Cocodrilo: una fábula de teatro y danza.

 

Mientras va gestando su próximo LP "Delfín" que verá la luz en 2020,  lanza tres singles: Barcelona, Marte y Your Door, este último ha sido incluido por Spotify en la internacional playlist The Most Beautiful Songs In The World con más de 2M de seguidores.

PRENSA

Mar Sierra
625383032
mar@redshoes.es

CONTACT

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now